Mohawk fue fundada en 1931 en el estado de Nueva York. A lo largo de su historia ha perfeccionado su arte en papeles finos y lo ha combinado con un alto compromiso con el medio ambiente. En 2003, se convirtió en la única fábrica de papel y una de las primeras instalaciones de producción a gran escala en los Estados Unidos para compensar las emisiones de la generación de energía eléctrica con la compra de créditos de energía renovable (CER) emitidos por los parques eólicos.

Mohawk es una empresa en permanente cambio e innovación, a la vanguardia de la demanda del mercado de las artes gráficas, contribuyendo con una nueva generación de sustratos para prensas digitales, como la HP Indigo, Kodak NexPress y Xerox iGen3.