BASF es una de las empresas de la industria química más importantes del mundo, con plantas de producción en 38 países y clientes en más de 170. Suministra sus cerca de 8,000 productos a un gran número de sectores distintos en todo el mundo.